lunes, 17 de mayo de 2010

Glog sobre Walter Benjamin

Alberto Durero, Melancolía I
“Benjamín era lo que los franceses llaman un triste. En su juventud parecía marcado por “una profunda tristeza”, escribió Scholem. Se consideraba a sí mismo un melancólico, desdeñando las modernas etiquetas psicológicas e invocando la tradicional etiqueta astrológica: “Yo vine al mundo bajo el signo de Saturno: el astro de revolución más lenta, el planeta de las desviaciones y demoras...”. Sus proyectos mayores, el libro publicado en 1928 sobre el teatro barroco alemán (El Trauerspiel, literalmente, obra de dolor), y su nunca terminada París, capital del siglo XIX, no pueden ser comprendidos por completo a menos que captemos cuánto dependen de una teoría de la melancolía.

Benjamin se proyectaba a sí mismo, su temperamento, en todos sus grandes temas, y su temperamento determinaba lo que elegía para escribir. Era este temperamento lo que veía en los temas, como las obras barrocas del siglo XVII (que dramatizan distintas facetas de la “acedía saturnina”) y en los escritores sobre cuya obra escribió él más brillantemente: Baudelaire, Proust, Kafka, Karl Kraus. Hasta en Goethe encontró el elemento saturnino. Pues, pese a la polémica en su gran ensayo (aún no traducido al inglés) sobre
Las afinidades electivas de Goethe, en contra de interpretar la obra de un escritor por su vida, sí hizo un uso selectivo de la vida en sus más profundas meditaciones sobre textos: información que revelaba al melancólico, al solitario. (Así, describe la “soledad de Proust, que hace que el mundo se encoja dentro de su vórtice” explica cómo Kafka, al igual que Klee, era “esencialmente solitario”; cita el horror de Robert Walser al triunfo en la vida”) No es posible valerse de la vida para interpretar la obra. Pero si puede emplear la obra para interpretar la vida.”

Susan Sontag, Bajo el Signo de Saturno

En estos tiempos de “desmemoria” histórica, parece más necesario que nunca volver la mirada sobre uno de los pensadores más extraordinarios, influyentes y decisivos del siglo XX: Walter Benjamin. Pocas figuras de la filosofía europea ha habido tan representativas de una época trágica que hizo de la barbarie su seña de identidad, como la de este “hijo de Saturno”. Su huida de la brutalidad nazi fue todo un viaje a ninguna parte. Sólo el suicido ofrecía una salida digna: “sobre un muerto no tiene potestad nadie”. Y sobre su cadáver, el ángel de la Historia, el aterrorizado Angelus Novus; que con su mirada vuelta hacia el pasado contempla la acumulación de ruinas que lo configuran, mientras a sus espaldas se eleva el futuro más incierto.


Decía Habermas, en “El discurso filosófico de la modernidad”, que “la reparación amnésica de una injusticia que ciertamente no se puede deshacer pero que a lo menos puede reconciliarse virtualmente mediante el recuerdo, liga la actualidad a la trama comunicativa de una solidaridad histórica universal. Esta anamnesis constituye el contrapeso descentrado contra la peligrosa concentración de la responsabilidad con la que la conciencia moderna del tiempo, orientada exclusivamente hacia el futuro, ha cargado a una actualidad problemática, convertida, por así decirlo, en nudo”. Quien lo quiera entender, que lo entienda: hay que romper muchos nudos.


Este año se conmemora el 70° aniversario de la muerte de Benjamin, una de las mentes más lúcidas de la modernidad. Os dejo un glog y unos videos de A Parte Rei, Walter Benjamin: La voluntad de pensar, que os ayudarán a entender mejor el “melancólico” pensamiento de este gran filósofo alemán.




6 comentarios:

Ana Estela i Gallach dijo...

Hola Jose Angel, soy Ana E. de Filosof-art, veo que tienes los mismos problemas que yo para que se visualicen los murales de glogster. Me dí cuenta de que estaban haciendo mejoras esta semana y ahora fallan los murales. Sabes algo más? Es una lástima pues he programado actividades con esta herramienta y ahora necesito un urgente PLAN B. Un saludo

José Ángel Castaño Gracia dijo...

Hola, Ana. Yo también me he dado cuenta de que los glogs no se cargan bien. Al principio, sólo afectaba a los vídeos, pero ahora no se ve bien ninguno en general. No hay plan B: sólo esperar a que glogster arregle el problema. Algunas veces ha pasado lo mismo con Slideshare o Photopeach. ¡Paciencia con las aplicaciones 2.0.!

Saludos.

Ana Estela i Gallach dijo...

Hola, se me ocurrió lo mismo y funciona, pero tengo que decirte en el blog de mi hija no hemos cambiado el código y funciona. Además he observado que es algunas veces y no siempre. En todo caso, mil gracias por tu atención.

Ana Estela i Gallach dijo...

Hola, me encanta como indicas las entradas relacionadas! Me encantaría hacer algo así para el curso próximo y no simplemente enganchar el código de las entradas pero no logro enlazar desde una imagen desde que cambiaron blogger y tampoco sé cómo colocar texto encolumnado. Si es un secretillo, lo comprenderé.

Un saludo

Ana

José Ángel Castaño Gracia dijo...

Hola, Ana: acabo de tirarme quince minutos contestándote y al darle a vista previa, se me ha borrado todo. Así funciona últimamente Blogger. Ya no sé si el problema es de Glogster o de Blogger: desisto.

Respecto a lo de las entradas relacionadas, ya te indiqué en una ocasión cómo hacerlo, pero he descubierto otra forma más sencilla de hacerlo. Se trata de LinkWithin, un widget que te lo hace de forma automática. Lo puedes ver funcionando en la página de Rafael Robles.

Te enlazo al código que te permite realizar las dos columnas: Dos columnas. Y de "secretillos" nada, por favor. Encantado de poder ayudarte.

Un saludo.

José Ángel Castaño Gracia dijo...

N.B. Vuelve al antiguo editor de Blogger, el nuevo, lo único que hace es complicarlo todo más.

Publicar un comentario

En “Angelus Novus” cualquier opinión, sugerencia o comentario serán muy bien acogidos. No serán publicados, sin embargo, los mensajes injuriosos, discriminatorios o con un lenguaje inapropiado.

¡Muchas gracias!

Ir Arriba