sábado, 18 de abril de 2009

Entrevista a Ángel Gabilondo


Esta es la entrevista que Iñaki Gabilondo le realizó anoche a su hermano Ángel, flamante nuevo ministro de Educación y Universidades. “La educación es uno de los temas pendientes de la democracia española”. Partiendo de esta axiomática idea, el catedrático de metafísica habló de Bolonia, fracaso escolar y reforma radical de la formación profesional. Sobre lo primero, señaló la importancia de la creación de un espacio universitario europeo, que necesariamente debe ir acompañado de una política efectiva de becas para garantizar una real igualdad de oportunidades a todo el alumnado y que tomará medidas para que no se mercantilice la universidad. ¿? Sobre el fracaso escolar y la formación profesional dijo que hace falta la implicación de las Comunidades Autónomas y el Ministerio de Trabajo, si realmente queremos acabar con los espeluznantes datos que reflejan la realidad educativa de nuestro país. Sólo una planificación rigurosa de la formación profesional podría hacer frente a este desastre. Ya dijo anteriormente en la Cadena Ser que buscará un "gran pacto político" sobre Educación, "legitimado por su no afiliación al PSOE", apoyándose en la política educativa de las autonomías y en la solidaridad. "Déjenme soñar con que es posible establecer el gran espacio común", aseguró.

Son, pues, bonitas palabras que, por otra parte, no son nuevas; aunque parece que voluntad no le falta. Desde aquí le deseamos suerte a Ángel Gabilondo, a quién las malas lenguas tildan de fraile antes que ministro; y que, efectivamente, convierta a la educación en uno de los debates preferentes de todos los foros políticos y sociales.

1ª parte

2ª parte

2 comentarios:

bLuEsMaN dijo...

Casi me entero por aquí de este hombre. Espero que sepa estar a mayor altura que su hermano (Iñaki), que ya ha demostrado en varias ocasiones servir más a intereses económicos y políticos que a la verdad.

Cuando menos ya es de agradecer que alguien que esté en la política no provenga ni del derecho, ni de la economía (como suele ser habitual). No es que haya que llegar a los filósofos gobernantes de Platón, pero cuando menos alguien que sepa pensar mínimamente.

saludos.

José Ángel Castaño Gracia dijo...

Pues sí. Por la cuenta que nos trae a todos, esperemos que sepa estar a la altura de las circunstancias y no se transforme en un aprendiz de brujo; renunciando a la libertad del filósofo crítico, para someterse a otros intereses que no sean los generales.

Publicar un comentario

En “Angelus Novus” cualquier opinión, sugerencia o comentario serán muy bien acogidos. No serán publicados, sin embargo, los mensajes injuriosos, discriminatorios o con un lenguaje inapropiado.

¡Muchas gracias!

Ir Arriba